El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973.

El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973. con Ciclistas épicos





Fuente: Canal Youtube Ciclistas épicos: El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973.

Video El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973. con Ciclistas épicos




Video El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973. del Canal de Youtube Ciclistas épicos.


Historias del ciclismo hoy en Ciclistas épicos.

El gran FALLO de Eddy MERCKX – Campeonato del mundo de ciclismo en ruta 1973.



Eddie Merckx, conocido como «El Caníbal», es considerado por muchos como el mejor corredor de la historia del ciclismo. Sin embargo, incluso las leyendas cometen errores. En el Campeonato del Mundo de 1973 en Barcelona, Merckx se enfrentó a un duro duelo con el español Luis Ocaña, en lo que prometía ser un emocionante enfrentamiento entre dos de los corredores más fuertes de la época. Vamos a adentrarnos en esta apasionante historia para descubrir qué sucedió en aquella carrera que dejó al mundo del ciclismo boquiabierto.

## La disputa en Barcelona

El Campeonato del Mundo de ciclismo en ruta de 1973 tuvo lugar en la ciudad de Barcelona, con un recorrido que incluía la conocida Ascensión de Montjuïc, convirtiéndolo en un desafío extremadamente exigente. La carrera estaba compuesta por 17 vueltas, cubriendo una distancia de 248 kilómetros. La expectativa era alta, ya que prometía un emocionante duelo entre Luis Ocaña y Eddie Merckx, dos de los corredores más destacados de la temporada.

## El enfrentamiento entre Ocaña y Merckx

El español Ocaña había ganado su primer Tour de Francia, mientras que el belga Merckx había triunfado en el Giro de Italia y la Vuelta a España. Con un escenario tan apasionante, la afición abarrotaba el circuito de Barcelona desde las primeras horas de la mañana para presenciar el enfrentamiento entre estos dos grandes corredores. Ambos contaban con equipos excepcionales, con Merckx rodeado de hombres como a Springel, Maertes y De Blaymix, y Ocaña perfectamente flanqueado por corredores como Perurena, Balagué y Pedro Torres.

## El desarrollo de la carrera

La prueba arrancó bajo un sol espléndido, pero el pelotón tomó los primeros giros con mucha calma, consciente del duro desafío que les esperaba en la Ascensión de Montjuïc. La carrera se tornó cada vez más exigente, y los corredores empezaron a hacerse sentir en las piernas. Fue entonces cuando la labor de Balaguez fue crucial, manteniéndose atento a los intentos de fuga y trabajando de manera sensacional para Ocaña.

## La jugada crucial

Con el pelotón considerablemente reducido, Perurena aceleró el ritmo, lo que provocó un corte definitivo en el grupo de corredores líderes. Este grupo quedó conformado por siete hombres, incluyendo a Bataglini y Mondi por Italia, a Merckx y Freddy Martes por Bélgica, y a los españoles Perurena y Ocaña. Con el paso de las vueltas, el grupo se redujo a cuatro corredores, y finalmente, Gimondi, Ocaña, Merckx y Maertens se disputarían el título de campeón del mundo.

## La recta final

A pesar de los esfuerzos de Ocaña por desgastar a sus rivales en las ascensiones y de la astucia de Merckx, quien contaba con la ayuda de Maertens, un joven de 21 años, para lanzar Sprint, la decisión llegó en una jugada inesperada. A 500 metros del final, Maertens lanzó un demarraje brutal, pero Merckx no logró superar a su compañero, siendo el italiano Gimondi quien se alzó con la victoria de manera sorpresiva, dejando boquiabiertos a los belgas.

## El veredicto

La inesperada victoria de Gimondi dejó en silencio a los belgas, y Ocaña logró superar a Merckx, obteniendo la medalla de bronce. El mejor corredor de la historia había demostrado que también es humano, y la especulación sobre si Merckx debería haber dejado ganar a Maertens provocó ríos de tinta y un sinfín de rumores en el mundo del ciclismo.

En resumen, el Campeonato del Mundo de 1973 en Barcelona fue un fiel reflejo de la imprevisibilidad del ciclismo, donde cualquier cosa puede suceder, incluso cuando se trata de un corredor legendario como Eddie Merckx. El mundo del ciclismo nos recuerda que, a pesar de la excelencia de un corredor, la incertidumbre y la emoción siempre formarán parte de esta apasionante disciplina deportiva.